España acelera el proceso de modernización interna del país, centrándose en el valor que las startups pueden ofrecer. Para facilitar su contribución, la entidad pública Enisa – Empresa Nacional de Innovación – ha comenzado a recibir solicitudes para la emisión de certificados oficiales que validen la viabilidad de este tipo particular de empresas jóvenes. Esta certificación sigue a la acción implementada por el Gobierno central español, que a finales del año pasado publicó una orden ministerial que regula este procedimiento, según lo delineado en la Ley de Promoción del Ecosistema de Empresas Emergentes. Así, España se alinea con las principales realidades internacionales al reconocer plenamente el apoyo que una startup puede brindar a todo el sistema económico nacional.

Entrando en detalle, la orden ministerial publicada en el Boletín Oficial del Estado (BOE), (consultable en esta dirección de internet) proporciona pautas detalladas que estas empresas deberán cumplir para obtener la certificación como startup y acceder a los incentivos fiscales y ayudas previstos por la ley. Esta certificación también ofrecerá otra ventaja, ya que se considerará un reconocimiento oficial que podría aumentar su credibilidad y atraer a posibles inversores o socios. Después de la publicación de esta medida, Enisa ya ha habilitado en su sitio web una sección dedicada a las startups que deseen iniciar el proceso de certificación. El Gobierno estima que al menos 10,000 empresas presentarán solicitudes.

REQUISITOS PARA LA CERTIFICACIÓN

La ley aprobada a fines de 2022 define las startups como empresas de nueva creación, no más antiguas de cinco años (siete en el caso de algunos sectores estratégicos), con sede legal en España y que no hayan facturado más de 10 millones de euros. Entre los principales criterios a cumplir, el proyecto empresarial debe ser innovador y el modelo de negocio debe ser escalable. La orden ministerial explica que para considerarse innovadora, una empresa debe cumplir al menos uno de los seis requisitos establecidos. Entre ellos, se requiere que la inversión en investigación, desarrollo e innovación tecnológica represente al menos el 15% del gasto total en los dos años anteriores a la presentación de la solicitud, o que la empresa haya recibido ayudas públicas para proyectos de investigación, desarrollo e innovación tecnológica en los últimos tres años. Del mismo modo, quienes soliciten el certificado también pueden presentar documentación respaldada por el Ministerio de Ciencia e Innovación, que certifique el beneficio de incentivos contributivos por haber contratado personal destinado a la investigación, tener la Marca de PYME Innovadora o la Certificación de Joven Empresa Innovadora. En caso de incumplimiento de estos requisitos, Enisa aún puede evaluar la naturaleza empresarial según la presencia de innovación tecnológica o innovación en productos, procesos, servicios o modelos de negocio. En cuanto al criterio de escalabilidad del negocio, esto se evaluará según el atractivo del servicio y/o producto en el mercado, la historia de la empresa, el modelo de negocio, la competencia, el equipo, los contratos con proveedores y clientes pasados y presentes. Este requisito se considerará aprobado directamente si la startup ha firmado una o más pólizas de crédito con Enisa en los últimos tres años.

PLAZOS, EMISIÓN Y REVOCACIÓN

La entidad gubernamental tendrá un plazo de tres meses para procesar la solicitud, que se presentará a través del sitio web de Enisa. En caso de que, transcurrido este período, la startup no reciba ninguna comunicación, como una solicitud de documentos adicionales o aclaraciones, la certificación se considerará aprobada y, por lo tanto, concedida. Por otro lado, si la startup que ha obtenido la certificación durante su actividad ya no cumple con ninguno de los requisitos establecidos por la ley, Enisa iniciará automáticamente un procedimiento de revocación de la certificación, que también se resolverá en un plazo de tres meses.

Aquí tienes el sitio web para obtener más detalles sobre el proceso de certificación de tu startup.

Comparte el artículo con tu red!